Es una estrella, pero nadie lo diría. En su último partido en la liga EBA ha conseguido un 48 de valoración. José Coego se une a la aventura internacional sin hacer ruido, al igual que el año pasado hizo el gran Berni Tamames. Jose se apunta a la experiencia y, aunque no quiera reconocerlo, permite al equipo dar un salto de calidad muy importante. Andrea Bassani, entrenador de White C, confirma que “es una pieza que completa el juego interior. tenemos cuatro jugadores que irán rotando en esa posición y nos dan solidez. Pero además hay otros cuatro jugadores que pueden ocupar la posición de 4. Eso nos hace poderosos en la zona y nos permitirá tener tiros abiertos para el juego exterior”.

Este año cumple los 40 y sigue jugando profesionalmente. Su carrera empezó en Burgos, su ciudad natal, y desde entonces ha recorrido la geografía española. Debutó en EBA en 1997 con el Fórum Filatélico de Valladolid y en 1999, tras pasar por Ponferrada, recaló en el Cáceres y debutó en la ACB, la máxima categoría del baloncesto español. Desde entonces ha jugado en muchos equipos y ha vivido en muchas ciudades como Tarragona, l’Hospitalet, Ourense o Granada, entre muchas otras. Incluso tuvo su aventura portuguesa, en el Madeira.

 

Compartir